VALENCIA-BARCELONA

Competición llama "ridícula" la actitud de los jugadores culés ante el Valencia en Mestalla

El Comité, no obstante, subraya que no hay "nada, absolutamente nada, que justifique una reacción violenta por parte del público". Además, la multa es de 1.500 euros y apercibimiento de cierre al estadio
NFC vs AFC: Pro Bowl, Juego de Estrellas NFL

0
Competición llama "ridícula" la actitud de los jugadores culés ante el Valencia en Mestalla
JOSE JORDAN AFP

Ya hay resolución del Comité Competición a los hechos acaecidos en Mestalla tras la celebración del gol de Messi y el posterior botellazo que impactó en Neymar y, de rebote, en otros jugadores del Barcelona. 

El lanzamiento de varias botellas desde la grada le saldrá al Valencia por 1500 euros (1638 dólares) y apercibimiento del cierre de Mestalla, si bien, el Comité, en su sentencia, califica de "ejemplar" la respuesta del Valencia a los incidentes, habiendo identificado al lanzador de la botella que impactó en Neymar y Luis Suárez. "...El referido comportamiento poco ejemplar de algunos jugadores del F.C. Barcelona les descalifica y ridiculiza por sí solos", aparece en el escrito.

Pero lo jugoso de la sentencia del Comité de Competición se encuentra en su explicación sobre lo acontecido. No ha entrado de oficio para estudiar si Neymar merece o no sanción por sus insultos a la grada, si bien, sí describe los hechos en los siguientes términos: "Llegados a este punto y, obviamente,sin que nada justifique o ampare la indecorosa reacción de una serie de energúmenos, no debe pasarse por alto el reprochable comportamiento que muestran algunos jugadores del F.C. Barcelona al dirigirse con ciertos gestos y expresiones  hacia el público durante la celebración del gol que acababan de anotar. Tampoco constituye precisamente un ejemplo de deportividad la exagerada reacción de algunos jugadores del referido club que, sin haberles llegado a alcanzar ninguna botella, simulan o fingen de forma simultánea haber sido golpeados igualmente por un objeto mucho más contundente que la botella que alcanza a uno solo de ellos. Ni unos ni otros hechos deberían acontecer en una competición deportiva, en la que debería imperar en todo momento el recíproco respeto y buena lid entre jugadores y aficionados".