CUBA 0 - 2 USA

Estados Unidos sufrió para batir a Cuba en el Pedro Marrero

Chris Wondolowski y Julian Green marcaron los goles de USA en el Estadio Pedro Marrero para dar la victoria a los suyos. Cuba mandó dos remates al palo e impresionó con su buen juego.

Estados Unidos sufrió para batir a Cuba en el Pedro Marrero
Kevin C. Cox AFP

Estados Unidos consiguió su decima victoria frente a Cuba tras ganar el histórico amistoso en el Pedro Marrero por 0-2 con goles de Chris Wondolowski y Julian Green.

Pero la fiesta no fue en el campo, sino en las gradas. La afición cubana no paraba de animar a los suyos con gritos de “sí se puede”. Por otro lado, los American Outlaws, quienes viajaron a la isla caribeña, animaban a la selección de Estados Unidos cantando el himno de USA y gritando “U-S-A”.

El partido empezó con el buen juego de la selección cubana. Los jugadores caribeños sorprendieron a los jugadores del Team USA y la mejor ocasión vino en el minuto 35, cuando Ethan Horvath tuvo que lucirse con una buena parada tras el remate de Hernández. Antes, Bobby Wood mandó un remate fuera en el 17’.

En la segunda mitad, Cuba siguió buscando el gol y por poco no lo encontró Un palo en el 57’ y otro en el 64’ salvaron al equipo dirigido por Jurgen Klinsmann.

USA aprovechó la poca veteranía en la zaga cubana para marcar los tantos del partido. Primero lo hizo Wondolowski en el 61’ y luego Green en el 70’.

A pesar de ir abajo 0-2, la afición no paró de cantar ¡Cuba, Cuba, Cuba! Y el equipo local agradeció el apoyo de la afición con una ocasión de oro en el 80’. Aunque la jugada fue bastante polémica. Steve Birnbaum recibió una patada en la cara, el árbitro no pitó nada y luego la pelota acabó en las nubes.

El árbitro señaló el final del partido y ambas aficiones aplaudieron los esfuerzos de los jugadores. Hoy, no importó ni el estado del campo ni el resultado. Lo vivido hoy en La Habana, es historia.

“Olé, olé, olé, olé, Cuba”, cantó la afición de Estados Unidos tras el pitido final.

Estados Unidos y Cuba, cada día más amigos.