ENTREVISTA - PARTE I

Senna: "Se lo digo a todos, jugar en USA merece mucho la pena"

El recientemente retirado y campeón de la NASL junto a Raúl, y campeón de la Eurocopa 2008, habló en exclusiva con AS: "Muchos se retiran a los 35... yo duré cuatro años más".

Miami
0
Senna: "Se lo digo a todos, jugar en USA merece mucho la pena"
New York Cosmos

Hablar de la historia más exitosa del Villarreal es hacerlo de Marcos Senna, lo mismo si toca recordar dónde comenzó todo con el fútbol del tiki-taka. La participación del hispanobrasileño en el dibujo táctico de Luis Aragonés puso en otra dimensión ganadora a La Roja.

Ahora que los focos se han apagado hay que hacer balance, hay mucho que recordar y que contar, porque la solvencia de Marcos Senna se ha agotado en Nueva York para dar paso a la siguiente página de su vida, la que está alejada de los campos de fútbol y cerca de su familia.

Después de ganar la NASL con el Cosmos, habló con AS y miró junto a él hacia atrás para repasar anécdotas y sentimientos, una historia de fútbol impresionante.

PARTE I:

El día que parece que nunca iba a llegar ya está aquí. ¿Cómo le sienta la vida de jubilado?

Lo llevo bien. Creo que me voy a dar cuenta cuando todos vuelvan a la pretemporada y yo no esté con ellos. Ya tenía en mente esta retirada y si uno lo tiene claro sufre menos. No quiero sufrir. Echaré de menos seguro el hecho de ir a entrenar todos los días, viajar, las concentraciones, la competición… eso sí. Pero quiero que sea algo tranquilo y no un sufrimiento.

¿Se va contento?

Me voy muy contento. No es momento ahora de hacer el tonto y volver a jugar otra vez. Es mejor así con un título. Muchos piensan que es un título que no vale nada. Para mi vale muchísimo, además no es fácil de ganar y hemos sufrido mucho, lo valoramos en su correcta medida. Quiero disfrutar ahora de una manera diferente. Se tarda más en recuperar con 39 años, y con el césped artificial la situación empeora.

¿Por qué ahora mismo y no el año que viene o el año pasado?

Yo me iba a retirar antes, al principio de este año, porque la temporada empieza en abril y había decidido parar tras la primera vuelta. Me encontraba cansado y con mayor dificultad para recuperar. No he tenido lesiones graves gracias a Dios pero tenía ganas de aprender del fútbol también desde fuera y disfrutar un poco de la familia. Creo que también influye la edad, yo tengo 39 años y ya es hora. Muchos se retiran con 35 años y yo he durado cuatro más. Creo que ya está bien. Me voy sintiéndome realizado.

¿Qué le ha aportado el Cosmos al margen de lo deportivo?

La experiencia cultural siempre enriquece y a mi me ha aportado mucho. Estos dos años largos aquí me han sumado a nivel cultural. A nivel futbolístico también creo que he podido aportar a los compañeros junto a Raúl. Siempre digo que el Cosmos es una familia más para mi. Les seguiré viendo y acompañándo siempre que pueda, con mucho cariño. Pero desde España, que es donde voy a vivir. Me llevo muchas amistades.

Viendo jugar al equipo daba la sensación de que tanto Raúl como usted estaban para algo más que para esta categoría. Quizás en la MLS…

Sinceramente yo no, después de salir del Villarreal pude estar en la MLS y seguir disfrutando igual. Pero una vez en el Cosmos he encontrado a personas maravillosas, cogí el ritmo de esta liga y de los entrenamientos. Lo llevábamos bien entre Raúl y yo. Estar en una exigencia mayor nos podía provocar no estar tan a gusto. Aquí estaba tan cómodo que sí hubiera querido seguir una temporada más hubiera podido, pero decidí que de aquí a casa. Nada de MLS. Directo a casa.

Ya conocía de antes a Raúl, pero ha podido vivir con él en primera persona una etapa tan especial como esta en Nueva York. ¿Cómo ha sido tenerle en el vestuario y qué le ha aportado al equipo?

Muchísimo, por supuesto, Raúl ha sido una referencia para la liga, el club, para los chicos, para todos. Lo que ha traído el nombre de Raúl ha sido increíble. En el vestuario estaba muy bien con todos los chicos, se veía predispuesto a enseñar siempre. Todos estaban encantados con él, la verdad. Raúl no ha logrado su nombre de casualidad, sino porque es un crack tanto fuera como dentro del campo.

Por cerrar la primera parte de esta charla y teniendo en cuenta que ha vivido muy de cerca el soccer en Estados Unidos… ¿Cómo cree que está la salud de este deporte en este país?

Justo ayer estaba hablando con un periodista y le contaba la cantidad de gente que se ve por la calle jugando al fútbol. Tenía la sensación de que no iba a haber ni dos gatos en el campo y al final, me ha sorprendido mucho con tanta gente como se ha involucrado yendo a los campos. En nuestra liga (NASL) no tanto porque los campos son más pequeños pero en la MLS todos los estadios se ven con mucha gente, los campos son grandes, siempre están llenos, se ve mucho espectáculo… Cuando me preguntan en España o en Brasil si vale la pena vivir la experiencia, yo creo que sí, que vale mucho la pena. La MLS es buena para la gente que quiere seguir jugando después de terminar en Europa.